InstitucionesLo último

La difícil situación de los clubes escobarenses: “Necesitamos de los socios”

La sorpresiva llegada del COVID-19 hizo estragos en todos los aspectos, afectó al mundo y debilitó muchísimo la economía de todos. En Escobar algunos de los más perjudicados fueron los clubes e instituciones deportivas, ya que no se permite la aglomeración de gente en lugares abiertos ni cerrados para evitar contagios y la propagación del virus.

Con un mes y medio sin ingresos se les hace cuesta arriba a los responsables de las instituciones poder pagar los sueldos de sus empelados y entrenadores. Si bien todos los clubes fueron informando a sus socios que podrían abonar a través de pagos electrónicos, el porcentaje de gente que pagó no fue el esperado y eso dificulta la parte financiera.

Gustavo Bruno, presidente de Sportivo Escobar habló con El Deportivo Web acerca de este complejo presente y la realidad de las instituciones. “La situación es muy complicada, como la de todos los clubes. Prácticamente estamos sin ingresos, de una masa de casi 800 socios pagaron la cuota 180. Vía redes avisamos que habíamos habilitado el pago electrónico para poder abonar la cuota societaria, no las deportivas porque no estamos brindando el servicio, lógicamente. Apelo a la voluntad y las posibilidades de los socios”, declaró.  

Bruno se refirió además a lo difícil que se les hace cumplir con las obligaciones de pagos ante tan pocos ingresos: “Tenemos que pagar el sueldo de los profesores, los empleados y estamos aguardando la ayuda gubernamental. Ya presentamos todos los papeles para obtener la ayuda que ofrece el Gobierno, hasta ahora solo pudimos pagar el 50% de esos sueldos, esperemos que en mayo se pueda solucionar. Hay que pagar servicios y estamos en una encrucijada complicada”.

El predio del natatorio y las canchas de tenis de Sportivo

Sportivo venía siendo protagonista y era gran animador del Torneo Federal de básquet, que debió cancelarse y en las últimas horas se dio por finalizado. “Salió la resolución que el Federal se dio por terminado, no va a continuar, en octubre se iniciará uno nuevo. Se renegociarán los contratos de los jugadores y veremos cómo seguimos en el futuro. Gracias a Dios los sponsors siguieron respondiendo, espero que continúen”, detalló el presidente.

Por último Bruno le habló a los socios del club Albiceleste, llevándoles tranquilidad sobre los predios, que se encuentran en condiciones. “Que se queden tranquilos, está todo prolijo como si estuviera funcionando, hasta la pileta se mantiene. Les mando un fuerte abrazo a todos los socios, que se cuiden y los estaremos esperando ni bien podamos abrir las instalaciones”, completó el presidente, quien agradeció a este medio por contactarse y hacerle llegar información a los socios de la institución en un momento de mucha incertidumbre.

El frente del estadio “Juan Peralba”

El Deportivo Web también se contactó con el presidente del Club Independiente de Escobar (CAIDE), Gustavo Basso, quien mostró su preocupación por la cuarentena, la inactividad y los trastornos que ocasiona. “Estamos complicadísimos a nivel económico, con nulas recaudaciones. Cortamos las cadenas de pago a proveedores, de a poco le hacemos frente a los servicios y pagamos el mes de marzo a los empleados. Nos mantenemos con las cuotas, los adicionales, los alquileres de canchas y ahora no tenemos nada de eso. También se cortó la cadena de pago de los locales que alquilamos, porque están cerrados, sino nos defenderíamos con eso”, expresó, preocupado.

El dirigente del CAIDE está a la espera de una ayuda del Gobierno, para poder afrontar los sueldos, e igual que Bruno les pide a los socios que colaboren pagando las cuotas electrónicamente. “Esperemos que haya una resolución a nivel nacional para las instituciones, seguimos a la espera. Se ha complicado todo, lo poco que hay de recaudación es a través de los pagos bancarios. Con eso pagaremos lo más urgente y lo repartiremos entre el personal. Sabemos que los clubes seremos los últimos en poder reabrir las puertas, nosotros necesitamos de los socios”, aseguró, resignado y tratando de pasar estos meses de angustia.

El campo de deportes del CAIDE

Basso también hizo mención a cómo se encuentran los predios del club, ante la imposibilidad de que acudan los socios: “El mantenimiento sigue a diario, hay una persona que corta el pasto, prende las luces, las apaga. Lo que hicimos es vaciar la pileta porque estando llena consume cloro y electricidad, por los filtros, decidimos dejarla sin agua para tener menos gastos”.

Una realidad inimaginable que golpea fuerte a los clubes locales. Ojalá dentro de algunos meses quede todo en el recuerdo y puedan seguir adelante, más fortalecidos y con ganas de volver a empezar.

Las canchas de tenis, vacías

Comentarios

comentarios

Noticias relacionadas